MIGUEL RÍOS CANTA EN TEA VERSOS DE GARCÍA MONTERO

Bienvenidos a la poesía
MAYTE MÉNDEZ | LA OPINIÓN DE TENERIFE "Si lo hubiera conocido antes, tendría los textos más bonitos de la tierra", aseguraba ayer en el corazón de TEA Tenerife Espacio de las Artes el mítico Miguel Ríos. Lo afirmaba cuando hablaba de su amigo, el poeta Luis García Montero, un artista del verso que ha unido su poesía a las notas del roquero granadino. Anoche, escritor y cantante compartieron recuerdos y anécdotas en la plaza de este centro donde se sintió el latir de Ángel González.

tenerife.jpgBuenas noches. Bienvenidos hijos de la poesía". Así, recordando uno de sus mayores éxitos y arrancando una sonrisa a los presentes aparecía anoche en TEA Tenerife Espacio de las Artes el cantante granadino Miguel Ríos. Y lo hacía además acompañado del poeta Luis García Montero, el hombre que le regaló versos para que él después los enmarcase con su música. De este modo y por primera vez la plaza de TEA, esa que se abre a la biblioteca y que con sus brazos de cristal da la bienvenida a los visitantes, acogió un acto público: uno de los dos recitales poéticos que se enmarcan dentro de la exposición Written Portrait, de Patti Smith, una muestra que puede visitarse en la capital tinerfeña hasta el 6 de septiembre. Tras un sentido agradecimiento a todos aquellos músicos que han ayudado a difundir y sentir la poesía, Luis García Montero arrancaba este diálogo que recordaba los lazos, a veces imperceptibles, que unen la poesía con la música.
"Los poetas siempre hemos tenido una ayuda en la canción", remarcó García Montero que, con un libro de poesía entre las manos, aseguró ante las casi 300 personas que allí se dieron cita que "la mejor vacuna contra la pedantería a la que a veces llega cierta poesía es el estar atento a lo que canta la gente". No obstante, él mismo recordó como creció su juventud oyendo a Miguel Ríos. "A él le debo una reflexión sobre mi propia identidad", agregó el autor de Mañana no será lo que Dios quiera, una biografía novelada que se sumerge en la niñez y la juventud del poeta asturiano Ángel González, un genio del verbo que ayer resucitó en TEA tras la lectura de algunos de sus escritos.


Consciente de esa relación que desde tiempos casi inmemoriales se establece entre estas dos artes, Miguel Ríos apuntó por su parte que "la influencia de la poesía no sólo está en la música sino en todos los ámbitos de la vida". Fue entonces, después de aplaudir la última obra de García Montero, cuando el músico que eternizó a Santa Lucía y que musicó versos del autor granadino que se sentaba a su lado reconoció que hubiera conocido antes a Luis García Montero, los textos de sus canciones "serían los más bonitos de la tierra".
Como dos viejos conocidos que con un whisky entre las manos comparten libros de poesía y recuerdos en la intimidad de una sala, García Montero y Ríos extrajeron de las hojas de los volúmenes que se intercambiaban retazos de vida de Ángel González. Pero no solo volaron bajo el cielo las ideas del asturiano, fallecido el año pasado. También sonaron versos del propio García Montero. Y fue precisamente con uno de ellos, con su Oración, con la que se despidió la velada. Primero, el escritor recitó sus versos. Después Miguel Ríos se arrancó a capella con esa misma Oración, esa que habla injusticias y de guerras absurdas. Con un Amén se fue la noche.
Sabina se une hoy a Prado.


Tras el encuentro poético celebrado ayer, hoy será el turno de otros dos de los grandes maestros de la palabra y la canción en nuestro país: Benjamín Prado y Joaquín Sabina. La cita será esta noche a partir de las 21:00 horas en TEA Tenerife Espacio de las Artes. Al escritor Benjamín Prado (Madrid, 1969) le une una estrecha relación con Joaquín Sabina desde hace años, fruto de la misma es la canción Cuando aprieta el frío de finales de los 80. Su primera novela Raro (1995), logró un extraordinario éxito en España y numerosos países de Latinoamérica. Las dos siguientes, Nunca le des la mano a un pistolero zurdo y Dónde crees que vas y quién te crees que eres, publicadas ambas en 1996, lo confirmaron como uno de los escritores punteros de las últimas generaciones. Es autor de varios libros de poesía, entre ellos El corazón azul del alumbrado, Asuntos personales o Todos nosotros. Por su parte, el cantante y compositor Joaquín Sabina (Úbeda, 1949), es una de las figuras más célebres, prestigiosas y reconocidas de la música en español, como poeta, Joaquín Sabina ha ido cultivando a lo largo de su carrera una incesante producción lírica que ya estaba presente en la mayoría de las inolvidables y universales letras de sus canciones.